miércoles, septiembre 17, 2008

Desde el otro lado del charco...

Si, amigos, como suena... Estoy en Santa Teresita, provincia de Buenos Aires, República Argentina, dispuesto a recibir los 40 años lo mejor que se pueda...

De momento todo espectacular. Como siempre, me sorprendo de la cantidad de gente que me conoce y me saluda. Naturalmente, no tengo la popularidad de mi hermana, ni siquiera la de mi hermano (que tiene un perfil mas bajo), pero bastante gente todavía me conoce...

Todos los viajes me sorprenden cosas. Alguna vez, ya lo conté en el blog, me sorprendió que el pan no es tan bueno como yo me creía. Este viaje es algo mas social: los hombres se saludan con un beso mucho mas de lo que me acordaba por estos lares... Acostumbrado al apretón de mano español, marcando una distancia, tanto besuqueo masculino me choca un poco...

Eso si... La pizza sigue siendo tan buena como creía, y las golosinas/chuches siguen estando impresionantes. Lo primero que hice al bajar del avión fue comprar un alfajor fresco... Dos años de mono es demasiado...

Les dejo un video, como aperitivo de lo que vendrá:


Ruta 63 from Javier on Vimeo.

Situación extraña si la hubo: yo, sentado en un puente, sobre la Autopista Buenos Aires - Mar del Plata... El conductor del autobús me dejo en un lugar que no era el que yo le había dicho a mi hermano y, hasta que nos comunicamos, hubo unos momentos de soledad completamente absurdos y divertidos.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

¡¡Ché qué suerte!! Pásalo genial y ¿feliz cumpleaños?
Por cierto, si a ti te choca ahora el saludo/beso entre los tíos, imáginate a mi que era forastera. Y más me sorprendió entre compañeros de trabajo ¡y más si piensas que el besuqueo se daba entre compañeros de una comisaría de policía de Buenos Aires! Qué bonito, cuanto cariño...
Marga

Jaramaga dijo...

Joe qué raro se hace verte con jersey!!!

Disfruta de las vacaciones con tu gente!

Nos vemos a la vuelta...